Buprenorfina

RECOMENDACIONES ANTES DE EMPEZAR

  • Esta página te da información importante sobre este medicamento.
    Léela antes de empezar a tomarlo.
  • Sigue siempre las indicaciones de tu médico o farmacéutico,
    sobre todo, para tomar la cantidad adecuada de medicamento
    o cuando tengas efectos no deseados.
  • El médico te ha recetado el medicamento solo a ti.
    No se lo des a otra persona, aunque ella tenga síntomas parecidos.
  • Cuando tengas cualquier duda, consulta a tu médico o farmacéutico.

La buprenorfina es un medicamento que sirve para tratar
el dolor medio en los siguientes casos:

  • El dolor es por un cáncer.
  • El dolor no desaparece con otros medicamentos contra el dolor.

Este medicamento es para mayores de 18 años.

• Nunca tomes bebidas alcohólicas cuando usas buprenorfina.
• Buprenorfina puede causar dependencia o adicción
es decir, una sensación de necesitar este medicamento
para estar tranquilo y bien.
• Buprenorfina tarda más tiempo en hacer efecto
que otros medicamentos contra el dolor.
• Cuando dejas de utilizar buprenorfina
puede aparecer síndrome de abstinencia,
es decir, tienes la sensación de que te falta el medicamento.
• Buprenorfina puede tapar los síntomas de dolor
que pueden ayudar a diagnosticar otras enfermedades.
• Avisa a tu médico cuando sientes que buprenorfina:

  • Te hace mucho efecto, por ejemplo, mucho sueño, vómitos, mareos,
    bajada de tensión o tu respiración es más lenta o débil
  • Te hace muy poco efecto, por ejemplo, que sientes
    que apenas te quita el dolor.

Nunca uses buprenorfina

  • Si tienes alergia al buprenorfina.
  • Cuando eres adicto a unos calmantes fuertes
    que se llaman opiáceos.
  • Cuando tienes una enfermedad respiratoria
    o que te provoca problemas para respirar.
  • Cuando tomas antidepresivos o los has tomado en las últimas 2 semanas.
  • Cuando tienes una enfermedad que se llama miastenia gravis,
    que produce cansancio y debilidad en los músculos.
  • Cuando tienes problemas graves con el alcohol.
  • Si eres mujer y estás embarazada.
  • Cuando estás en tratamiento porque quieres dejar de tomar drogas
    y tienes el síndrome de abstinencia.
    El síndrome de abstinencia es la sensación de necesidad de tomar drogas.

Consulta a tu médico cuando tienes alguno de estos problemas de salud y vas a usar buprenorfina

  • Cuando has tomado muchas bebidas alcohólicas en los últimos días.
  • Has tenido convulsiones, que son movimientos muy fuertes del cuerpo
    que no puedes controlar.
  • Tienes epilepsia.
  • Has tenido mareos o desmayos sin saber la razón.
  •  Has tenido un shock, es decir,
    una situación de paralización total de tu cuerpo.
    Por ejemplo, en los shocks sueles tener sudores fríos.
  • Has tenido un golpe fuerte en la cabeza
    o tienes una enfermedad del cerebro.
  • Te cuesta respirar.
  • Tienes problemas de hígado.
  • Sueles tomar muchas drogas o alcohol.

Consulta a tu médico cuando tomas alguno de estos medicamentos
y vas a usar buprenorfina

  • Antidepresivos.
  • Neurolépticos o antipsicóticos,
    que son medicamentos para personas con esquizofrenia,
    para hacer desaparecer las alucinaciones o visiones imaginarias
    o en trastornos bipolares.
    Estos medicamentos también se usan en otras enfermedades,
    como depresión, lesiones cerebrales o demencias.
  • Tranquilizantes.
  • Sedantes, que ayudan a dormir y no tener dolor.
  • Anestésicos.
  • Contra el dolor fuerte o las inflamaciones,
    como medicamentos opioides o con cortisona.
  • Contra infecciones, tanto de bacterias como de hongos.
  • Contra el sida.
  • Para el tratamiento de la epilepsia.
  • Contra la tuberculosis.

Tu médico te dirá cuántos parches tienes que ponerte en el cuerpo
y de qué cantidad.

Tu médico puede cambiarte el parche por uno con más o menos cantidad.

Buprenorfina son parches que deben pegarse en el cuerpo.
El medicamento entra poco a poco a través de la piel.
Buprenorfina también está disponible en comprimidos sublinguales
que se deben poner debajo de la lengua para que se deshagan.

Los parches de buprenorfina pueden ser de distintas cantidades.
Las cantidades son de 35 microgramos por hora,
52,5 microgramos por hora y 70 microgramos por hora.
Estas cantidades indican cuánto medicamento pasa del parche al cuerpo
cada hora a través de la piel.

¿Qué normas debo tener en cuenta para ponerme el parche?
Sigue las instrucciones de uso de los parches con cuidado.
La norma general es:

  1. Solo puedes utilizar cada parche una sola vez.
  2. Cambia el parche en días fijos, para que te acuerdes mejor.
    Por ejemplo, puedes ponerte un parche el lunes por la mañana
    y cambiarlo por otro el jueves por la tarde.

Anota los días que has elegido para cambiarte los parches.

¿Dónde puedo ponérmelo?

Puedes ponerte el parche en una zona de la parte de arriba del cuerpo,
por ejemplo, por encima del pecho o por la parte alta de la espalda.
Sigue estas indicaciones:

  • Debe ser una parte lisa y limpia.
  • Sin cortes, sin cicatrices y sin la piel enrojecida.
  • Sin pelo.
  • No lo pongas en zonas afeitadas.
  • No lo pongas en el mismo lugar 2 veces seguidas.
  • Por lo menos, hay que esperar 7 días
    para poner un parche en el mismo sitio.

Pide ayuda para ponerte el parche, cuando no puedes ponértelo tú solo.

¿Qué pasos debo seguir para cambiarme el parche?

Antes de que te pongas el parche
Limpia la piel donde vas a poner el parche.

  • La piel debe estar seca, limpia y fresca.
  • Lava la piel solo con agua fría.
  • Nunca utilices jabón, cremas, aceites, talco u otros productos para la piel.
  • Nunca te pongas el parche después de un baño o una ducha caliente.

Para ponerte el parche nuevo
Paso 1. Abre el sobre del parche.

  • Cada parche está en su propio sobre.
  • Corte el sobre por el borde donde están dibujadas unas tijeras.
  • Tira de cada lado del sobre para abrirlo y sacar el parche.
  • Guarda el sobre del parche de momento.

Paso 2. Despega el plástico para pegar el parche.

  • Cada parche nuevo tiene una capa de plástico para proteger el adhesivo, es decir, la parte que se pega.
  • Despega la capa de plástico por uno de los lados.
  • Intenta no tocar la parte adhesiva del parche.

Paso 3. Pega el parche.

  • Pega el parche por ese lado.
  • Despega el resto del plástico y pega el resto del parche.

Paso 4. Comprueba que el parche está bien pegado.

  • Aprieta con la mano sobre todo el parche durante medio minuto.
  • Revisa que el parche está bien pegado, sobre todo, por los bordes.
  • Evita siempre tocar la parte adhesiva con los dedos.

Paso 5. Lávate las manos solo con agua cuando termines de poner el parche.

Para quitar el parche antiguo

  • Quita con cuidado el parche antiguo que tienes puesto.
  • Dobla el parche usado por la mitad para que se pegue sobre sí mismo.
  • Guarda el parche usado en el sobre del parche nuevo
    que te acabas de poner.
  • Sigue las indicaciones del farmacéutico para tirar los parches.
  • Nunca los tires a la basura.

¿Qué puedo hacer y qué no puedo hacer cuando tengo puesto el parche?

  • Puedes darte un baño corto o ducharte mientras tienes el parche puesto, pero evita frotar en esa zona.
  • Puedes nadar con el parche puesto.
  • Evita el calor directo, por ejemplo, tomar el sol, darte un baño caliente durante mucho tiempo, ir a una sauna o ponerte una manta eléctrica.
    Todo esto es peligroso.

¿Qué debes hacer cuando un parche se ha despegado?
Cuando un parche se despega del todo o se cae, pon un parche nuevo enseguida en una zona de la piel diferente.

¿Cuánto tiempo debo usar buprenorfina?
Tu médico te indicará cuánto tiempo debes usar buprenorfina.

¿Cómo debo dejar de usar buprenorfina?
Cuando dejas de usar buprenorfina de un día para otro,
puedes tener de nuevo dolores y puedes sentirte mal.
Tu médico te dirá cómo dejar de usar buprenorfina y cuándo debes terminar.
Es posible que te sientas ansioso, con agitación, nervioso, tembloroso
o con problemas para dormir.

Quita el parche de buprenorfina y avisa enseguida a tu médico
en los siguientes casos:

  • Reacciones alérgicas, como problemas para respirar o piel hinchada.
  • Hinchazón de la cara, la lengua, la garganta, las manos,
    los pies o los tobillos.
  • Problemas para tragar.
  • Piel irritada.
  • Fallo en la circulación de la sangre.

Buprenorfina puede tener otros efectos adversos muy raros.
Si sientes algo anormal o un cambio extraño en tu cuerpo
mientras usar buprenorfina,
avisa de forma urgente a tu médico o farmacéutico

Cambia el parche cuando te acuerdes.
En este caso, tienes que cambiar los días en los que te ponías el parche.

Por ejemplo, imagina que te ponías el parche
los lunes por la mañana y los jueves por la tarde.

Un lunes por la mañana te olvidas de cambiar el parche
y te acuerdas el miércoles por la mañana.

Tienes que cambiar los días que habías decidido para los parches.

Ahora serán los miércoles por la mañana y los sábados por la tarde.

Anota los nuevos días en los que te cambiarás los parches.

Cuando has tardado mucho en cambiar el parche,
es posible que necesites más calmantes.

Nunca te pongas otro parche más para compensar el retraso en el cambio.

Cuando tienes una sobredosis,
quiere decir que has tomado más medicamento del debido.

Cuando tienes una sobredosis, avisa de forma inmediata:

  • A tu médico o tu farmacéutico.
  • Al servicio de información toxicológica: llama al teléfono 91 562 04 20

Explica que usar buprenorfina y cuántos parches te has puesto.

Los síntomas que puedes tener con una sobredosis son náuseas, vómitos,
mucho sueño, pupilas de los ojos muy pequeñas, respiración muy lenta
o un infarto de corazón.

Los efectos adversos son efectos no deseados del medicamento,
porque tu cuerpo no tolera el medicamento o le sienta mal.

Efectos adversos muy habituales:

  • Enrojecimiento de la piel y picores.
  • Náuseas y ganas de vomitar.
  • Habituales:
  • Dolor de cabeza.
  • Falta de aire.
  • Vómitos.
  • Estreñimiento.
  • Irritación en la piel.
  • Sensación de cansancio o de agotamiento.
  • Piernas hinchadas.

Buprenorfina puede tener también otros efectos adversos poco habituales,  raros o muy raros.

Si sientes algo anormal o un cambio extraño en tu cuerpo
mientras usas buprenorfina,
avisa de forma urgente a tu médico o farmacéutico.

Te recomendamos que leas también

Mujeres embarazadas o con bebés que toman leche materna
Consulta a tu médico o farmacéutico antes de tomar cualquier medicamento
en los siguientes casos:

  • Tienes un tratamiento para quedarte embarazada.
  • Crees que puedes estar embarazada.
  • Estás embarazada.
  • Alimentas a tu bebé con leche materna.

Personas que tienen que conducir o utilizar máquinas
Algunos medicamentos pueden producir sueño, nerviosismo, gran relajación
u otras alteraciones que pueden ponerte en riesgo
cuando conduces o utilizas máquinas.
Consulta a tu médico o farmacéutico antes de tomar cualquier medicamento.

Personas que tienen alergias alimentarias
Los medicamentos pueden estar mezclados con otros ingredientes
para recubrirlos, darles un sabor o un color.
Estos ingredientes pueden producir alergias en algunas personas.
Consulta a tu médico o farmacéutico cuando tienes una alergia alimentaria.

Coloca siempre este medicamento lejos de la vista y del alcance de los niños.

Puedes tomar el medicamente hasta la fecha de caducidad
que aparece en la caja.
Nunca lo tomes después de esa fecha.
La fecha de caducidad suele aparecer
con el número del mes y el año junto a las letras CAD.
La fecha de caducidad es el último día del mes indicado.

Tira este medicamento en el Punto SIGRE.
El Punto SIGRE es un contenedor de las farmacias solo para tirar medicamentos.
Nunca lo tires a la basura ni por el desagüe del lavabo, el fregadero,
la bañera o el inodoro.

DESCARGA E IMPRIME

DESCARGA E IMPRIME